Cinco rutinas mañaneras

Categoría: Emprendedora / July 2, 2015
Cinco rutinas mañaneras

A continuación se comparten cinco rutinas simples y rápidas que puedes seguir y que te llenarán de energía y creatividad para triunfar a lo largo de los días.

 

 

Estírate.

Puedes observar cómo se levantan los niños. Bostezan y se estiran, pero con “estirarse” me refiero a que entran en un estado de contorción durante casi un minuto antes de que exhalen y abran sus ojos.

Eso pone a pensar sobre la forma en la que nos despertamos los adultos que siempre estamos ocupados. Ponemos una alarma y, después de que suena varias veces, tomamos el teléfono y vamos por una taza de café o a bañarnos. En lugar de eso, tómate un minuto para permitirte o forzarte a disfrutar este placer como un niño pequeño que se estira.

 

 

Ignora el teléfono.

Cuando pretendemos apagar la alarma del celular nos distraemos con las notificaciones del celular. Todo esto inmediatamente puede aumentar el nivel de estrés. En lugar de tomar el teléfono y revisar el correo electrónico, calendario u actualizaciones, trata de pasar cinco minutos con tus pensamientos.

Nada de lo que pasó en las últimas horas puede ser tan importante como para que no te esperes unos minutos más hasta para que estés completamente despierto. Si no eres capaz de resistir la urgencia de revisar tu celular después de haber apagado la alarma, invierte en un aparato económico y mueve tu teléfono a otra habitación.

 

 

Toma agua.

Nos puede encantar el café en la mañana, pero lo primero que nuestro cuerpo necesita después de no habernos hidratado mientras dormíamos es agua. Evita el jugo de naranja u otra alternativa con azúcar que sólo te afecta.

 

 

Come un snack con muchas proteínas.

El desayuno es la comida más importante del día porque, como el agua, es lo primero que recibe tu cuerpo después de haber dormido toda la noche.

Después de desayunar, tu metabolismo se acelerará y seguirá así por el resto del día. Si eres de los que no tiene el tiempo (o la voluntad) de cocinarte un buen desayuno en la mañana, prepárate una malteada de proteína.

 

 

Camina durante 15 minutos.

Hace algunos años me di cuenta que aunque apagara mi alarma, en realidad no recuperaba mis horas de sueño, ya que la primera vez que suena inmediatamente te alejas de tu ciclo REM. En lugar de dormitar por 15 minutos, trata de levantarte. Esto requiere de un esfuerzo muy pequeño, pero si lo logras rápidamente, tendrás más energía.

Una cosa que puedes hacer para tener una rutina exitosa es prepararte para el día siguiente la noche anterior. Antes de irte  de la cama, revisa tu calendario y alista tu ropa. Si te preparas la noche anterior, perderás algunos minutos, pero se  eliminará el estrés y ansiedad de hacer algo al día siguiente.

Lo mejor de estas rutinas mañaneras es que requiere de poco tiempo y esfuerzo, además, la mayoría sólo sustituyen algo improductivo que estés haciendo.

 

 

 

 

Fuente: soyentrepreneur

Gracias por compartir!